La caries

#

La caries dental es una infección del diente, producida por bacterias que viven en la boca, que produce destrucción de las estructuras dentales. La placa bacteriana metaboliza los azúcares ingeridos produciendo unos ácidos que hacen que descienda el pH intraoral, lo que produce un ataque de la estructura mineral del esmalte dental provocando su desmineralización. En la cavidad oral existe un ciclo continuo de desmineralización y remineralización de la superficie dental, cuando se rompe este equilibrio y predomina la desmineralización, debido a períodos prolongados de acidez, es cuando aparece la caries dental.

La caries dental aparece por la coincidencia de varios factores:

  • Acumulación de placa bacteriana
  • Susceptibilidad del diente
  • Ingesta de hidratos de carbono fermentados
  • Frecuencia alta de exposición de los dientes a los ácidos derivados del azúcar
  • Higiene oral deficiente
  • Xerostomía o sequedad bucal

 

Existen varios estadios de caries dental. Cuando la caries sólo afecta al esmalte dental (opacidades ligeramente detectables) no hay dolor. Es cuando la caries profundiza más y afecta a la dentina cuando puede existir sensibilidad con la ingesta de alimentos dulces, fríos y/o calientes. En caries avanzadas se pueden observar cavidades o agujeros, e incluso,  afectar la pulpa dental o  “nervio” del diente, y producir un dolor agudo y profundo.

caries

 

PREVENCIÓN

  • Correcta higiene oral. Si existe un riesgo alto de caries, uso de enjuagues con flúor (diario al 0,05%; semanal al 0,2%).
  • Cepillado 3 veces al día con pasta fluorada (500 ppm en niños menores de 6 años, 1000 ppm en niños mayores de 6 años, 1000-1500 ppm en adultos, 2500 ppm en adultos con riesgo alto de caries). Uso de seda dental 1 vez al día.
  • Revisiones periódicasEn pacientes con elevado riesgo de caries, aplicar cubetas con gel de flúor de 2 a 4 veces al año.
  • Una vez al año o cada 6 meses, dependiendo del riesgo de caries
  • Dieta equilibrada, restringida en azúcares
  • Sellado de fisuras  
  • En niños con elevado riesgo de caries se coloca una resina sobre la superficie de oclusión (fosas y fisuras) de los molares definitivos al poco tiempo de salir, para evitar que se deposite placa bacteriana cariogénica.

TRATAMIENTO

El tratamiento de la caries consiste en la eliminación de la caries y la recuperación del tejido perdido mediante un material restaurador (resinas compuestas, amalgama, incrustaciones cerámicas o metálicas).

Cuando la caries es extensa y ha afectado el nervio del diente, primero se debe tratar esta complicación, y luego se restaura el diente.

 

Dra. Silvia García Berroy  Nº colegiada 2983
Dra. Silvia García Berroy
Nº colegiada 2983